lunes, 3 de mayo de 2010

Roger Milla, ayer y hoy.

Al leer el título automaticamente sabemos de quién estamos hablando,pero también ese nombre nos ubica temporalmente en el año 1990, en el Mundial de Italia, dónde con 38 años fue figura de su Selección "Camerún", un país que recién estaba explotando futbolísticamente en un continente que hoy por hoy tiene un fútbol a nivel de selecciones muy competitivo. La idea es recordar a éste gran jugador que como dato anecdótico antes de Italia '90, mas precisamente en 1989 decidió retirarse del fútbol profesional, sin embargo, y tras una llamada del presidente de su país, Paul Biya, acudió a Italia para participar en el Mundial.Fue muy recordada su gran actuación en Italia'90 con los dos goles que marcó a René Higuita, de Colombia, una selección que venía como favorita y practicando un gran fútbol. Con 38 años, Milla marcó cuatro goles en este Mundial y llevó a Camerún a los cuartos de final, donde perdió contra Inglaterra 3-2 en la prórroga en el mítico estadio de San Paolo, en Nápoles.

Un poco de historia ( fuente: Wikipedia )

La carrera futbolística de Albert Roger Mook Miller comenzó en su país, Camerún a los 14 años en el Club Ben el Eclair de Douala, donde militó los cinco primeros años de su prematura carrera. Con 19 años fue traspasado a los Léopards de Douala. Ahí se cambió el apellido Miller por Milla para que sonara más africano. Con tan sólo 18 años gana la liga de Camerún y empieza a demostrar por qué sería nombrado posteriormente mejor jugador africano de todos los tiempos. En el Eclair juega 117 partidos y anota la friolera de 89 goles. En 1974 ingresa en el Tonnerre de Yaoundé donde vuelve a ser campeón ganando 2 Recopas de África y dándose a conocer internacionalmente, volviendo a registrar grandes números (69 tantos en 87 partidos).


Como la inmensa mayoría de los futbolistas africanos, Milla abandona el continente negro hacia Francia, donde ficha por el Valenciennes, donde no consigue cuajar como se esperaba, marcando 6 goles en 28 partidos. En 1979 es traspasado al Mónaco, donde tampoco termina de demostrar su calidad anotando tan sólo 2 tantos en 17 encuentros. Eso sí, en el equipo del principado logra su primer título en Europa, la Copa de Francia de 1980. En el verano de ese mismo año, el Bastia se hace con sus servicios y es en este club donde goza de la confianza necesaria para demostrar los números que registró en Camerún. Anotó 35 goles en 113 partidos y ganó su segunda Copa francesa, en 1981 (un año después de ganar la primera con el Mónaco). En 1984, Milla ficha por el legendario Saint-Étienne con quien firmó 31 goles en 59 partidos y ganó una liga de la Segunda División de Francia (Ligue 2) con dicho equipo. Finalizó su carrera francesa en el Montpellier, donde se convierte en ídolo, marcando 37 goles en 95 partidos.

Tras su paso por el fútbol francés decide regresar a su país para jugar en el equipo en el despuntó, el Tonnere de Yaoundé donde permanece hasta 1995, año en el que se marcha a Indonesia para jugar en el Pelita Jaya de Indonesia donde se retira un año después. Anecdóticamente, en este club indonesio también se retiro el argentino Mario Kempes.


martes, 6 de abril de 2010

El día que quisimos "matar" a Palermo

Muchas veces en el fútbol se dice que el penal bien ejecutado es gol, con lo cual se le quita merito a los arqueros y se se enfoca mas sobre quien los patea. Generalmente uno piensa en que si el que toma la responsabilidad de patearlos es un goleador nato, no debería tener inconvenientes en convertirlos, pero la historia marca que en este hermoso deporte no hay verdades absolutas.

En la Copa América de Paraguay en 1999 , cuando en Luque se enfrentaban Argentina y Colombia por la fase de grupos no fue un encuentro más para Martín Palermo.

A los 5 minutos de partido, el goleador de Boca Juniors tuvo su primera chance de la tarde con un penal, pero su zurdazo saliò muy elevado por sobre el travesaño.

Cinco minutos despues, Ivàn Còrdoba no fallaría y por la misma via pondría en ventaja a Colombia por 1 a 0.

Cuando en el segundo tiempo Argentina no encontraba los caminos para conseguir la igualdad, el arbitro Ubaldo Aquino otorgò un segundo penal para los que dirigìa Bielsa; lejos de evadir la responsabilidad, Palermo volviò a patear (y a fallar), pero otra vez su remate saliò alto sobre el travesaño.

Luego de esta nueva frustraciòn en el encuentro, llegò el segundo gol colombiano a travès de Edwin Congo, pero aùn le faltaba un capitulo mas a esta película de terror, protagonizada por "El optimista del gol", que tras una falta que no le cometieron y el àrbitro interpretò que sì habìa sido falta, tuvo su tercera oportunidad desde los doce pasos, esta vez fue Calero el que le negò el grito, dejandolo en ridiculo ante los ojos del mundo por semejante y nefasto record que hoy es parte del libro Guiness.

La prensa nacional e internacional se encargò de acribillarlo y demonizarlo a pura crìtica y hacer que esa tarde del 4 de Julio de 1999 fuera inolvidable para su carrera y para todos los argentinos.

video

domingo, 4 de abril de 2010

El jeque que anulò un gol

Ocurriò en el mundial de España el 21 de junio de 1982 en el Estadio José Zorrilla de Valladolid.
En un partido del grupo D jugaban Francia y Kuwait.
El partido ya finalizaba con la victoria parcial de los galos por 3 a 1, con goles de Six, Platini y Tigana.
En ese momento, Alain Giresse ingresò al àrea sin oposiciòn kuwaitì y marcò el cuarto gol para Les Bleus.
Desde las gradas el emir Jaber Al-Ahmad Al-Sabah le pedìa a su equipo que se retire de la cancha, hasta que luego decidiò ingresar al campo de juego ante la mirada atònita de los espectadores y de la policìa, solicitando que el àrbitro anule el gol.
Como si esto fuera poco, luego de un largo momento de desconcierto, el arbitro soviètico Miroslav Stupar sorprendentemente acata lo que pide el emir decide anular el gol (que era totalmente vàlido) porque supuestamente desde la tribuna habìa sonado un silbato que los jugadores kuwaitìes tomaron como si hubiera sido del àrbitro y dejaron seguir la jugada sin tomar ninguna acciòn.
Mejor, te lo explican algunos protagonistas en el video:

Fuente:Youtube, Taringa



domingo, 19 de abril de 2009

George Best


George Best nació en Belfast, Irlanda, y será recordado como un gran jugador de fútbol, aunque su vida estuvo marcada por los excesos: las mujeres, las drogas y, sobre todo, el alcohol opacaron una vida futbolística que pudo haber sido mucho mejor.
Fue figura del Manchester United, equipo en el que jugó durante once años.
El aerupuerto de Belfast lleva su nombre.
Falleció a los 59 años, en el año 2005.


"Hace años dije que si me daban a elegir entre marcar un golazo al Liverpool o acostarme con Miss Mundo iba a tener una difícil elección. Afortunadamente, he tenido la oportunidad de hacer ambas cosas, aunque una de ellas fue ante 50.000 personas"

"Gasté mucho dinero en licor, mujeres y autos de carrera. El resto lo malgasté"

"He dejado de beber, pero sólo cuando duermo"

"En 1969 dejé las mujeres y la bebida, pero fueron los peores veinte minutos de mi vida"
"Cuando está borracho George es el más deplorable, burro e ignorante pedazo de mierda que he visto".-Dijo su mujer-

"Dicen que me he acostado con siete Miss Mundo, pero sólo han sido tres".

"En cierto modo, Angie me salvó y, probablemente, lo lamentará el resto de su vida". Hablando del día que intentó suicidarse

"Nací con un gran don que algunas veces tiene un lado destructor. Quería superar a todo el mundo cuando jugaba y de la misma manera quería superar a todo el mundo en mis salidas nocturnas".

"No me llega ni a los cordones de la botella". Dijo sobre Paul Gascoigne

"Una vez le dije a Gascoigne que su coeficiente intelectual era menos que el nº de su camiseta. Y el me preguntó: '¿Qué es el coeficiente intelectual??'"

"Si hubiera nacido feo, nunca habríais oido hablar de Pelé"

jueves, 9 de abril de 2009

Johan Cruyff


Johan Cruyff, holandés, fue crack con la pelota en los pies y estuvo a la altura de los más grandes de la historia.Como entrenador, le imprimió a sus equipos su manera de ver el fútbol: muy ofensivos y con jugadores de buen pie, buscaban la belleza en el juego mas allá del resltado.
Siempre buscó demostrar que el buen juego y los resultados favorables no eran términos incompatibles.
Dirigió al Barcelona que contaba con Romario, Stoitchkov, Laudrup, Koeman, Guardiola, Nadal, Txiki Beguiristain, entre otros.
Aquí, algunas frases del tulipán de oro:

"Mis delanteros solo deben correr 15 metros, a no ser que sean estupidos o esten durmiendo"

"En el reino de los ciegos, el tuerto es el rey, pero sigue siendo tuerto"

"Defender?, Que defiendan ellos"

"El dinero debe estar en el campo, no en el banco"
Nota: Cuando reclamaba más inversión en fichajes al presidente del FC Barcelona.

"Demostramos al mundo que puedes divertirte mucho como futbolista, que puedes reír y pasártelo en grande. Yo represento una época que dejó claro que el fútbol bonito es divertido y que, además, con él se conquistan triunfos."

"Todo el mundo sabe jugar a futbol si le dejas cinco metros de espacio"

"Cuando vas ganando 4-0 y quedan 10 minutos de partido, es mejor dar al poste un par de veces para que el publico grite ‘ooooh’. Siempre me ha encantado ese sonido cuando la pelota da con fuerza al poste"

"Al futbol siempre debe jugarse de manera atractiva, debes jugar de manera ofensiva, debe ser un espectaculo"

"Todos los entrenadores hablan sobre movimiento, sobre correr mucho. Yo digo que no es necesario correr tanto. El futbol es un juego que se juega con el cerebro. Debes estar en el lugar adecuado, en el momento adecuado, ni demasiado pronto ni demasiado tarde"

"Quiero jugadores que puedan hacer movimientos decisivos en espacios pequeños, Quiero que trabajen lo menos posible para ahorrar energia para esa acción decisiva"

"Yo creo que la gente deberia ser capaz de jugar en todas las posiciones del campo… Por eso es tan importante que todos escuchen durante las conversaciones tacticas. El extremo izquierdo no puede dormirse cuando el entrenador habla sobre el lateral derecho"

"El juego sencillo es el más precioso. Cuantas veces ves un pase de 40 metros cuando 20 son suficientes ? La solucion que parece más facil es de hecho la más dificil"

"No siempre piensas en ello, pero si tienes la oportunidad de hacer algo para alguien, hazlo"

miércoles, 8 de abril de 2009

Bill Shankly


Bill Shankly, escocés, fue un jugador de nivel aceptable, pero como técnico fue excepcional en el Liverpool de Inglaterra, al que llegó en 1959.

Era un tipo al que no le gustaba demasiado el entrenamiento, pero que utilizaba el sentido común para organizarlos y realizarlos, cultor del juego de pases cortos y no tan enamorado de los sistemas, se ganó el respeto a nivel mundial y algo aún más importante para él, la admiración de los hinchas del Liverpool.

Genuino y simple, el adoró también a sus hinchas, a la ciudad y al club.

Aquí, algunas frases memorables:


Tom Smith, jugador de los reds, trataba de explicarle que su rodilla estaba maltrecha y que así no podía seguir jugando, cuando Shankly le dejó perplejo con la siguiente afirmación: "Quítate el vendaje y esa no es tu rodilla... ¡esa rodilla es del Liverpool!"...


“El futbol no es una cuestión de vida o muerte, es mucho más que eso. "


"Esta ciudad tiene dos grandes equipos: el Liverpool y los suplentes del Liverpool" -ignorando completamente a Everton, clásico rival de la ciudad-


"Cuando no tengo nada que hacer miro debajo de la clasificación para ver cómo va el Everton”


"Si el Everton jugara en el jardín de mi casa, cerraría las cortinas"


“Si estás en el área de penal y no sabes qué hacer con la pelota, métela en la red y ya discutiremos las alternativas más tarde. "


“También pasamos malos momentos: un año acabamos segundos...”


"El problema con los árbitros es que conocen las reglas, pero no el juego".


"¿Qué alineación voy a sacar? No voy a revelar un secreto como ése al Milan. Si por mí fuera, procuraría que no se enterasen ni de la hora del partido"


"La pelota no se cansa nunca”


"Juega como si nunca pudieses cometer un error, pero no te sorprendas cuando lo hagas."


Como motivador nato, se comenta que antes de los partidos les hablaba de Box a sus dirigidos para motivarlos y asì se aíslen y se saquen presión, y para motivarlos les recordaba el letrero que pueden leer antes de saltar al terreno de juego, en el estrecho pasillo que les lleva al rojo y verde escenario: “This is Anfield”. “Para recordarles a nuestros muchachos para quién están jugando, y para recordarles a los adversarios contra quién están jugando".
Fuente: www.futbol-tactico.com

Videítos para entretenerse

Loading...